domingo, 13 de septiembre de 2009

El reparado telescopio Hubble envía nuevas imágenes

Científicos de la NASA y la ESA presentaron ayer las primeras imágenes tomadas por el telescopio Hubble tras la reparación y modernización a que fue sometido el año pasado. Entre otras, el telescopio transmitió imágenes muy nítidas y coloridas de la nebulosa NGC 6302, conocida como Nebulosa Mariposa, y de la galaxia espiral NGC 6217.

Antes de la misión de reparación realizada por el transbordador estadounidense Atlantis, el telescopio espacial Hubble, que orbita la Tierra desde 1990, estaba condenado al abandono. Sin embargo, con la instalación de los instrumentos nuevos y la reparación de algunos existentes se logró extender su vida útil al menos hasta el año 2014.

“Esto marca un nuevo inicio para el Hubble”, aseguró el director de misiones científicas de la NASA Ed Weiler, entusiasmado por la calidad de las nuevas imágenes, que han calificado de “belleza celestial”. El telescopio es “mucho más potente que antes” y está equipado para trabajar hasta bien avanzada la próxima década.


Estrellas en la caótica Nebulosa Carina
Imagen de una estrella moribunda en la nebulosa planetaria comúnmente llamada Nebulosa Bicho o Nebulosa Mariposa
Una zona pequeña del grupo globular Omega Centauri, donde residen unos 10 millones de estrellas
Galaxia espiral barrada NGC 6217

Retrato del Quinteto Stephan,un grupo compacto de galaxias en la constelación de Pegaso descubierto hace 130 años



Cuando los expertos de la NASA aseguran que estamos ante un «nuevo comienzo del Hubble», no se equivocan en absoluto. Las primeras imágenes tomadas por el telescopio espacial tras su reparación en marzo (y que será también la última) han vuelto a sorprender a propios y extraños. A los científicos, por su extraordinaria calidad y detalle, y a los profanos por su cautivadora belleza y colorido. Pero, ¿cuánto ha mejorado en realidad el Hubble? ¿Son realmente mejores las nuevas fotos que las antiguas? Nada mejor para darse cuenta que comparar algunas de las imágenes recién hechas públicas por la NASA con las obtenidas (de los mismos objetos cósmicos) hace apenas unos años por los antiguos instrumentos del telescopio espacial. La diferencia salta a la vista. Juzgue, si no, por sí mismo...
La primera de las fotografías (arriba) corresponde a la nebulosa NGC6302, también conocida como la de la mariposa por su forma y colorido. Se encuentra a unos 3.200 años luz de distancia y su estrella central, a más de 200.000 grados de temperatura, es uno de los objetos más calientes observados hasta la fecha en todo el Universo. La imagen de la izquierda fue obtenida or el Hubble hace cerca de una década. La de la derecha es una de las que la NASA acaba de hacer públicas.

Ariba, el antes y el después de las imágenes de Omega Centauri, un cúmulo de estrellas situado a más de 18.000 años luz de distancia. Se trata de uno de los cúmulos globulares más densos que se conocen, con una densidad de estrellas tal, que si la Tierra estuviera alrededor de alguna de ellas, todo el cielo brillaría con una única y deslumbrante luz contínua.

Finalmente, el juego de las diferencias se puede seguir aplicando al llamado «quinteto de Stephan», un compacto grupo de cinco galaxias que, además, tiene la particularidad de que fue el primero en ser descubierto por los astrónomos.

En los tres casos, la definición y el detalle de las imágenes no tienen comparación con las anteriores. Y sólo son las primeras... un simple aperitivo de lo que el instrumento científico más espectacular y rentaqble de todos los tiempos podrá ofrecernos durante los próximos diez años de trabajo



Esta nebulosa planetaria se encuentra en la Vía Láctea. Es el resultado de una estrella moribunda de la que se desprenden gases y radiación ultravioleta.



Las imágenes del telescopio Hubble, que tiene 19 años, están ayudando a los expertos a estudiar los orígenes del universo.



La NASA dio a conocer nuevas imágenes captadas por el telescopio espacial Hubble, recientemente reparado por astronautas que viajaron allí en un trasbordador espacial.

En mayo, los astronautas añadieron una cámara de gran angular al telescopio y un instrumento para analizar la luz procedente de objetos distantes. Los científicos dijeron que ahora pueden ver 10 veces más cosas, o luz que es sólo un décimo de brillante respecto a lo que podían ver antes.

Una de las imágenes más impactantes que la NASA ha dado a conocer muestra un patrón de luz con la forma de una mariposa, creada por gas emanando de una estrella que está muriendo.

Las imágenes del telescopio Hubble, que tiene 19 años, están ayudando a los expertos a estudiar los orígenes del universo.

La científica de la NASA Heidi Hammel dijo que ella y sus colegas están “aturdidos con la calidad de la información” que están recibiendo del Hubble.


Fuentes: News.com, ABC, Urgente24