lunes, 4 de febrero de 2008

Cúmulos de estrellas aislados en el espacio intergaláctico

El Hubble ha revelado que contienen el equivalente a cinco Nebulosas de Orión

Cúmulos de estrellas aislados en el espacio intergaláctico



Toparse con "burbujas azules" en el espacio exterior no es necesariamente un argumento más de ciencia ficción. El Telescopio Espacial Hubble con su excelente visión ha resuelto unos extraños objetos que a modo de burbujas, en realidad son brillantes cúmulos estelares azules nacidos a partir de las turbulencias resultantes de lo que fue una colisión galáctica hace 200 millones de años.




Imagen: Izda.: Imagen ultravioleta del GALEX de las galaxias M81 y M82, situadas a 12 millones de años-luz hacia la Osa Mayor. La gravedad de cada galaxia afectó dramáticamente a la otra durante su último encuentro cercano hace 200 millones de años. Las ondas de densidad en el gas en torno a M81 crearon en ella un gran diseño espiral. M82 presenta una gran actividad de formación estelar en el núcleo que genera unos brillantes filamentos de hidrógeno. Dcha.: Fotografía en luz visible del Bucle de Arp tomada Telescopio Espacial Hubble. Muestra una pequeña porción ampliada de la imagen del GALEX. Abajo se muestran con gran detalle los brillantes cúmulos de estrellas azules hallados a lo largo del puente de gas que une ambas galaxias y una tercera, NGC 3077, que no aparece en la imagen. [Ampliar imagen]




Imagen: galaxia enana irregular Holmberg IX hacia la orilla exterior de M81 en imagen tomada por el Hubble. Su tamaño y estructura irregular es muy similar a la Pequeña Nube de Magallanes. Descubierta en 1959 por Sidney van den Bergh y catalogada como DDO 66, debe su otro nombre al astrónomo Eric Holmberg que realizó un estudio de grupos de galaxias 10 años más tarde. Se sospecha que fue creada como resultado de un choque entre M81 y M82. El Hubble ha resuelto unas 20.000 estrellas, un 10% son viejas estrellas con edades de miles de millones de años, el resto son estrellas jóvenes, entre 10 y 200 millones de años. Ambas poblaciones difieren en su distribución espacial, lo que puede estar relacionado con su origen. El triplete M81, M82 y la cercana NGC 3077 parecen haber sufrido un encuentro cercano que desencadenó una gran formación estelar hace entre 200 y 300 millones de años. La neblina azulada del espacio en torno a M81 y Holmberg IX revela un nuevo episodio de formación estelar debido a la interacción gravitacional entre ambas. Comprender cómo tuvo lugar la formación de esta pequeña galaxia satélite de M81 proporcionaría a los científicos valiosa información sobre el papel de los bloques de construcción de las grandes galaxias. [Ampliar imagen]

Este hallazgo fue anunciado por investigadores de la Universidad Católica de América, en Washington D.C. y el Goddard Space Flight Center, de la NASA, en Greenbelt (Maryland, EEUU), durante la 211ª reunión de la Sociedad astronómica Americana en Austin, Texas.

Tales cúmulos estelares de decenas de miles de masas solares no habían sido observados en detalle previamente en lugares tan despoblados. Su masa es superior a la mayoría de los cúmulos abiertos del interior de las galaxias, aunque sólo una fracción de la masa de los cúmulos globulares que las orbitan.

Puesto que las estrellas huérfanas no pertenecen a ninguna galaxia en particular, los elementos pesados producidos en sus hornos de fusión nucleares serán fácilmente expelidos hacia el espacio intergaláctico, lo cual ofrece importantes indicios del modo en que aumentó la "polución" del Universo primitivo.




Imagen: grupo M81-M82 desde un observatorio terrestre. [Ampliar imagen]

Lo asombroso de este hallazgo es que estas pompas azuladas se localizan a lo largo de un desflecado mechón de gas que hace de puente entre tres galaxias que han entrado en colisión a 12 millones de años-luz de la Tierra: NGC 3077, M81 y M82. Las "planicies abisales" del espacio intergaláctico no es el lugar idóneo donde los astrónomos esperarían encontrar cúmulos de estrellas.

Las burbujas azules se agrupan en una estructura denominada "Bucle de Arp" a lo largo del tenue puente de gas. Los filamentos de gas se consideraban demasiado finos para acumular material en cantidad suficiente que permitiera construir tantas estrellas, pero el Hubble ha revelado que contienen el equivalente a cinco Nebulosas de Orión.




Imagen: localización celeste de las galaxias M81 y M82. [Ampliar imagen]




Imagen: bucle de Arp en imagen del Hubble donde se indica su orientación, filtros empleados y barra indicativa de la escala de tamaño. [Ampliar imagen]

Una vez que se hubo averiguado que aquellas gotas azules se resolvían en realidad en estrellas, el equipo recurrió a la imagen del Hubble para datar la edad de los cúmulos, que es inferior a 200 millones de años, con muchas estrellas con 10 millones de años o incluso menos. No se trata de una coincidencia que 200 millones de años sea la edad estimada de la colisión galáctica que originó los flujos de marea de gas.

De Mello y su equipo han propuesto que los cúmulos estelares en una estructura tan difusa podrían haberse formado por los choques del gas y la subsecuente turbulencia que aumentaría localmente la densidad. Las colisiones entre galaxias eran más frecuentes en los primeros tiempos del Universo, por lo que estas manchas de estrellas aisladas serían bastante comunes. Una vez agotadas y tras la explosión final, los elementos pesados fabricados a lo largo de su existencia enriquecerían el medio intergaláctico.

Observaciones en radio desde el VLA, en Socorro, Nuevo Méjico, proporcionaron un detallado mapa del puente intergaláctico que reveló puntos de gas muy densos. Estudios del telescopio de 3.5 metros WIYN en Kitt Peak, Arizona, cartografiaron también el brillo en luz visible del hidrógeno. El GALEX (Galaxy Evolution Explorer), telescopio espacial de ultravioleta de la NASA, desveló el brillo ultravioleta de esas zonas, lo que llevó al sobrenombre de "burbujas azules", pero el GALEX no cuenta con resolución suficiente para observar estrellas individuales o cúmulos. Sólo la cámara ACS del Hubble desveló la identidad de aquellas fuentes puntuales de radiación ultravioleta.

Artículo reproducido con permiso de:

http://www.astroenlazador.com/article.php3?id_article=705

Más información:
http://hubblesite.org/newscenter/archive/releases/2008/02/full/