miércoles, 6 de febrero de 2008

La Casa VIII




La 8ª Casa, puerta al nuevo país

En el Zodíaco, esta es la casa del trauma. Su característica primordial es la experiencia de situaciones con las que tratamos con solamente llamar a nuestras profundas reservas de fortaleza para producir crecimiento. Está asociada con algo de nuestras funciones físicas más fundamentales y las más espirituales y puede ser llamada verdaderamente la "casa de las necesidades". Está mejor simbolizada por una puerta que nos saca del mundo familiar a un nuevo paisaje.

Aquí tratamos con cosas de las que no podemos escapar: nacimiento, muerte, deudas, impuestos, cirugía, sexo y mucho más. Los problemas en esta área pueden provocar violencia y perversión, mientras que aspectos benéficos pueden producir una curación o una herencia. En todos los casos, dichos eventos tienen ramificaciones los cuales cambian a la persona, alterando el progreso por la vida. Se vuelven puntos de vuelta en el camino.

En un sentido puramente físico trata con los órganos de reproducción sexual y eliminación. Para esto solo se justifica su corona como la fuente de humor. El humor nos ayuda a manejar las dificultades frente a lo que nos asusta. Tanto chistes sexuales como escatológicos tratan con estas funciones corporales que nos pueden dar mucha preocupación y son los más personales y privados. Esta casa gobierna todas las cosas que se han hecho inútiles e innecesarias, y los procesos para manejar dichos desperdicios. Cada hombre puede probablemente recordar su primer "sueño húmedo" y cada mujer recuerda la molestia de la menarquía. Ambos fueron eventos que liberaron al cuerpo de material innecesario pero aún así fueron eventos que tuvieron impacto. No podrían haber escapado. El cuerpo hace lo que hace y no pide permiso. Incluso la experiencia del viajero sobre la diarrea o el estreñimiento pueden ser unos recuerdos dolorosos.

En un sentido social, la casa trata con la basura de todo tipo. De alguna manera debemos tratar con desperdicios. No hay opción. En tiempos pasados pudo haber sido sencillo pero en la actualidad con un mundo más poblado hay una mayor urgencia. Todas las plantas de purificación de agua y descargas de basura de las ciudades se colocan bajo la regencia de la 8ª casa mundana. Muchos rellenos de ciudades se han convertido en "tierra nueva" que se han vuelto parques o terrenos de golf. Rompeolas en las costas que protegen a las playas y los embarcaderos son construidos con frecuencia de escombros y en su momento se convierten en nuevos arrecifes.

La casa trata con ventas de garaje y el proceso de reciclaje porque todo eso es desperdicio y eventualmente es destruido a sus partes componentes las cuales son vueltas a arreglar para otros usos. El estiércol se hace abono que se vuelve material orgánico para vegetales y flores en jardines. El desperdicio se debe descomponer si hay un mundo que es reutilizable. En todo esto hay un elemento de "necesidad". Estas cosas simplemente deben hacerse de alguna manera. No hay opciones. Un sistema séptico cae bajo esta casa. Muchas cosas y tareas diferentes se han vuelto necesidades al tiempo en que nuestro planeta se llena de sobrantes.

La 8ª casa está asociada con el acto sexual que lleva a una nueva vida y también esta asociado con la muerte que es el reconocimiento de que el cuerpo mismo se ha vuelto un producto de desperdicio. Trata con la "expulsión" del semen, que es necesario para producir un feto cuando se une con un huevo para crear una nueva vida. El asociar la casa con su signo natural, Escorpión, y los dos regentes Plutón y Marte, es Plutón, en su papel supremo de árbitro de vida y muerte, el que determina nuestra forma de muerte. La forma en que tratamos con y nos beneficiamos de la muerte de los demás, ya sea financieramente o simplemente como el fin de un período difícil también está ilustrado en esta casa. Los planetas en la 8ª hablan claramente, no sobre el período final de vida, sino la forma de su terminación. El signo en la cúspide, su regente y los planetas en la casa pueden ser bastante específicos en el detalle. La muerte nos llega a todos en su momento. No podemos escoger una vida que no la incluya.

Como una de las casas de agua, a través de su asociación con Escorpión en el ciclo natural del Zodíaco, ésta está destinada a ser una casa de emoción y su polaridad con la 2ª casa y su asociación con Tauro trata con recursos compartidas de todo tipo y nuestros sentimientos sobre ellas. La 2ª casa y su conexión con Tauro es la casa de "mío" pero la 8ª y Escorpión es la casa compleja de "nuestro". Manifestamos nuestros recursos entre nosotros. De una manera sencilla los niños expresan esto con su frase "te enseño lo mío si tu me enseñas lo tuyo". Pueden estar hablando de lo que tienen en el bolsillo o en sus tareas o en sus cuerpos.

Por lo tanto, como la casa de los recursos unidos, aquí se experimentan todas las finanzas complicadas más allá de las simples posesiones y ganancias (que están bajo la 2ª casa). Cuando invertimos dejamos a alguien que utilice nuestro dinero y nos pagan por el privilegio con "intereses". Cuando queremos utilizar el de ellos, les prestamos y les pagamos intereses. Por lo tanto, es la casa que trata con prestamos, hipotecas, fondos mutuos, mercado de dinero, anualidades, seguros, tarjetas de crédito, acciones, bonos, y todo el dinero heredado. Pero el pago de prestamos no es una opción, y las inversiones o ahorros es una necesidad si queremos asegurar nuestra vejez. La herencia está fuera de nuestro control. Trata con los impuestos, una de las cosas de las que no puede escapar en la vida, en las cuales contribuimos con una parte de nuestros recursos para el bienestar común. También trata con las pensiones en las cuales un empleado comparte sus recursos con nosotros, con las finanzas de la pareja, por supuesto y nos dice mucho de cómo nuestra pareja maneja el dinero y cuánto gana en primer lugar (o cómo lo gana). En una asociación de negocios tiene la misma función.

Debido a que esta casa está muy relacionada con el sexo y el dinero no es de sorprenderse que hay ramificaciones serias con el matrimonio y las sociedades cuando se desarrollan aquí problemas. Puede que los matrimonios no estén hechos en la cama o la chequera pero ahí se pueden romper.

Las actitudes psicológicas de "compartir" o "comprar" o "prestar" pueden entrar en conflicto aquí. Es por ello que alguna gente compara el amor con las "cosas". Aprendieron cuando niños que sus padres no compartieron tiempo o amor con ellos y lo sustituyeron con posesiones materiales. Crecieron juzgando el valor por el precio. Discuten sobre las herencias familiares porque así es como juzgan cuánto fueron "amados". Revisan los regalos por su valor en dinero y califican todas las relaciones de esa manera. La confusión entre el amor y el sexo puede surgir junto con los asuntos de la valía personal. La 8ª casa no trata del amor romántico sino con lo que requiere compartir ese amor. El compartir es necesario. No hay otra opción si es viable la asociación.

La 8ª casa tiene una regencia secundaria de Marte, a través de su asociación con el signo Escorpión trata con cortadas y heridas y aperturas forzosas, tales como el nacimiento. Por lo tanto toda la medicina de trauma está bajo esta casa así como cualquier cosa que derrame sangre. Todas las cirugías califican como trauma. Una apendicectomía de urgencia es fácilmente de clasificar de esta manera, pero así también es quitar un riñón con cáncer o el cierre de un muñón donde se cortó un brazo en un accidente industrial. En todos los casos el cuerpo debe curarse después de una experiencia difícil. En otro sentido, la cirugía reconstruye la vida previniendo el desperdicio del ser humano. Alguna cirugía simplemente quita el desperdicio, tal como el apéndice enfermo, pero otras cirugías realmente tratan con la reparación y reconstrucción de órganos dañados. Pero todo ello es trauma.

Y en todo el trauma hay una pregunta de "necesidad". O quizá esta palabra: "inevitabilidad". Si tiene un riñón canceroso tiene que quitarse. No hay otra opción de tratamiento, al menos en la actualidad. Lo hace uno o muere. La 8ª casa rige el instrumental de cirugía así como los de muerte y las herramientas de las funerarias. Debido a que esta es una casa de muerte, trata con instrumentos de destrucción masiva tales como bombas, así como las cosas que pueden mejorar la producción de vida, tales como el fertilizante, un producto reconstituido del desperdicio. Esto refleja la corregencia de Plutón de la 8ª.

Esta es la casa donde una cosa es transformada en otra. Las semillas, el producto final de la vida de una planta, la cual contiene el futuro de la vida después de que la misma planta se ha vuelto un deshecho, son asuntos de la 8ª casa, como son el tipo de manipulación genética que altera la siguiente generación. Plantas híbridas y programas de crianza, ya sea para producir y caballo más rápido o una rosa más bonita o evitar enfermedades hereditarias están bajo esta casa, el código genético, ADN, también es de aquí. A menos que ocurran cambios, lo que ha ocurrido antes volverá a ocurrir de nuevo. Los genes se reproducirán y la siguiente generación será como la primera. Es el asunto de la 8ª casa interrumpir este estado estático de asuntos. Hace esto a través de eventos que son traumáticos pero necesarios. La mutación es un camino en que la naturaleza crea el cambio. Algo ha cambiado en alguna otra cosa. De alguna manera refleja el principio del Caos (acción) como el segundo, regido por Tauro que refleja la entropía (quietud). Donde hay una colisión las cosas toman una nueva dirección.

Y de esta forma llegamos a su demanda principal como la casa de la necesidad, el trauma que rehace nuestras vidas. No se puede escapar del trauma. Tenemos que tratar con él. Podemos enfrentarlo con fuerza o tratar de huir pero el hecho es que no hay salida. Reconocemos esto con la antigua expresión "puedes escapar de cualquier cosa excepto de la muerte y los impuestos". La 8ª casa tendrá su cuota. Una mujer en trabajo de parto es una mujer en trauma. Es una necesidad que la apresa en su dominio y no puede escapar de ello. El niño debe nacer o ella morirá. No hay otra opción. Esto es trauma con letra mayúscula T. El trauma es cualquier evento de ducho poder físico, emocional o espiritual que rompe nuestros antiguos parámetros y nos forza a otros nuevos. Cualquier cosa que le ocurra en el parto nunca volverá a ser la misma de nuevo. Para eso ni su esposo. Ya sea que pierdan al bebe o se lo lleven a su casa para ser criado el resultado es el mismo; sus vidas cambiarán para siempre. El trauma llega a cada vida, no se puede evitar o negar. Por tanto, la 8ª es la casa de los puntos de vuelta, más allá de dónde se encuentra un nuevo país; inexplorado y desconocido pero al cual debemos entrar queramos o no. El trauma es una puerta de entrada.

Muchos eventos de la 8ª casa contienen de forma inherente el tipo de poder que se vuelve traumático, enviándonos a un nuevo país. Cualquier psicólogo sabe que inclusive el entrenamiento del excusado, para el pequeño niño puede ser un evento lleno de presión que altera las relaciones madre e hijo y puede dejar una profunda marca en la psique. El Sexo, el tipo bueno o el malo, no forza a salir de la infancia y a un nuevo tipo de asuntos con el mundo adulto. La primera experiencia sexual tiene un gran poder para determinar la calidad de todas las relaciones subsecuentes. La violación o el abuso sexual puede dañar tanto el espíritu que la víctima requiere años de terapia y aún así nunca se puede recuperar completamente. La abstinencia sexual hasta el matrimonio puede darle a la experiencia sexual un significado trascendente y un poder intenso. El embarazo puede proporcionar un evento traumático para ambos padres. Pero la experiencia de la sexualidad llega a todos, ya sea a través de la actividad o la inactividad, las opciones son tomadas y las experiencias se alcanzan. Todos los humanos tienen un género y deben tratar con lo que eso significa. El género es inevitable.

El peligro, amenaza y pone en peligro todos los asuntos de la 8ª casa. Son una forma de trauma. Si no tenemos suficiente peligro y amenaza en nuestras vidas somos capaces de meternos en montañas rusas, películas de terror y escalar montañas. Algunas personas requieren más de esto que otras personas, pero ¿quién no ha leído una historia de fantasmas o visto un misterio de asesinato en televisión?. Todos los instrumentos de peligro o amenaza a la vida también pertenecen a la 8ª casa, tales como navajas y armas.

La cirugía o heridas (en la guerra o en cualquier otro lugar) con su dolor, rehabilitación y recuperación que le siguen puede forzarnos a ver de otra forma nuestras vidas y hacer mecanismos de defensa. Debemos encontrar nuestro valor, aprender resistencia y manejar los temores y la impaciencia. Debemos entrar a un nuevo territorio como seres humanos a fin de manejar la experiencia y ésta, en su momento altera la historia de nuestro futuro por lo que nos ha ocurrido.

Muchas grandes y poderosas personas han escrito libros o desarrollado nuevos deseos o filosofías de vida durante dicho momento de recuperación de algún trauma que los ha llevado a conclusiones destructivas y nuevas. Se mudaron a un "nuevo país". Incluso los asuntos financieros de la 8ª casa pueden ser seriamente traumáticos. Una pareja cuyos gastos lo llevan a la bancarrota, un padre cuya herencia es un impacto (para bien o para mal) para el hijo, la educación en asuntos financieros que requiere alguien que tiene una suerte inesperada o una pérdida terrible son todos eventos traumáticos.

Se mueven a un "nuevo país". Inclusive los asuntos financieros de la 8ª casa pueden ser seriamente traumáticos. La pareja cuyos gastos nos mandan a la bancarrota, un padre cuyo legado es un golpe (para bien o para mal) para el niño, la educación en asuntos financieros que requiere alguien que tiene un golpe de suerte inesperado o una terrible pérdida, todos son eventos traumáticos. Las demandas legales se asignan por la 7ª casa, pero la salida financiera es la 8ª. Esto puede incluir la pensión para el niño que resulta de un asunto de divorcio de la 7ª casa. La 8ª es la casa donde pagamos por la justicia de la 7ª. En ese sentido es también la sintonía o "volver a pagar" y tiene un elemento kármico. En cualquier caso, no podemos escapar del castigo al que hemos incurrido. Incluso la bancarrota, con frecuencia se escoge como un intento para huir del pago de las deudas, tiene sus propias ramificaciones y castigos inevitables. Al tratar de evitar una necesidad, encontramos otra.

El trauma no tiene que ser malo. El trauma bueno sigue siendo un trauma y nos forza al cambio. Muchos cuentos son conocimiento común de aquellos que heredan riqueza y son quebrantados por ella, asustados por la responsabilidad o intimidados por los consejeros y temerosos de que todos aquellos que expresan cualquier simple ternura o amistad son "después de mi dinero". Pero hay muchos que son vigorizados y renovados por golpes de suerte, quien pierde peso, se hace un transplante de cabello, compra ropa nueva, tiene nuevos intereses y disfrutan la carrera humana tras años de trabajo penoso y desaliento. Le dan la bienvenida al trauma. En ambos casos, la necesidad, el evento inevitable, la muerte de otra persona y su don de compartir sus recursos, ha llevado a la persona a la entrada a un nuevo país y le sigue el cambio.

Toda la transformación tiene un lado metafísico y puede convertirse espiritualmente en su dimensión. La mariposa y el principio de la metamorfosis se ha vuelto simbólico de dicho trabajo y es uno de los símbolos mas conocidos de la 8ª casa. Incluso el Nuevo Testamento contiene una descripción de lo que los apóstoles creían era una transformación espiritual dijeron que vieron como Jesús lleno de luz y parecía superhumano en un episodio sobre la montaña. Hay registros de dichas transformaciones a lo largo de toda la literatura espiritual de muchas tradiciones religiosas en las cuales se dice que ocurrieron estas cosas a yoguis avanzados o santos o maestros. Quizá nos incitan a viajar por el camino hacia un nuevo país del espíritu. Algunos toman dicho camino alejándose de la vida diaria a un mundo religioso. Sin embargo, no huyen del trauma. Los escritores espirituales hablan vívidamente de las piedras y las rocas a lo largo de dicho camino, las luchas que enfrentarán las cuales serán demasiado para muchos. Estas son las tareas de años o de toda una vida. Incluso un hombre como Mahatma Gandhi escribió sobre sus luchas en contra del señuelo de la carne, su propio reto de la 8ª casa. Algunas crisis de fe o creencia pueden también producir puntos de retorno. Tienen una connotación de la 9ª casa. En dichos momentos uno con frecuencia se vuelve hacia adentro para buscar respuestas y eso puede ser un asunto de la 12ª casa desde la 9ª o la 8ª. Por lo tanto la experiencia de la 8ª tiene el poder de forzarnos a revaluaciones agonizantes de nuestro destino, en un tipo de trauma espiritual o emocional. Un gran místico de la tradición católica, San Juan de la Cruz, se refirió a dichos momentos como "la oscura noche del alma". Una expresión adecuada para la 8ª casa.

En todos los trabajos astrológicos tratamos con el ser humano completo. La 8ª es solamente una casa de la carta, pero puede ser un punto de arranque cuando los aspectos y tránsitos o progresiones lo sacan al frente. Algunos patrones de nacimiento dicen específicamente que los eventos traumáticos forzarán un cambio mas grande en el destino. Pero todas las vidas contienen alguna necesidad y tienen algún trauma. Cualquier planeta en la 8ª produce un trauma durante la vida. El tipo de trauma dependerá en qué planeta es, qué rige y qué aspecta. También se muestra su profundidad de transformación y su calidad. Plutón, el oscuro señor de lo desconocido, envía a sus nativos a la profundidad del nuevo territorio cuando ocupa la 8ª. Al examinar el resto de la carta puede ver que tan bien la persona se enfrenta con ese trauma y qué tipo de viaje tomará al "nuevo país". La necesidad y el trauma son las musas que nos llevan a donde no iríamos de otra manera. Nos llevan a lugares donde podemos crecer e intentar convertirnos en mejores seres humanos. Cuando nos damos cuenta que hemos pasado en algún tipo de nuevo país en nuestro viaje de vida, habrá menos temor cuando alcancemos la última de todas las entradas. Caminaremos con confianza a un "nuevo país" final.

http://www.infiniticonsultores.com/acrux/

El regente de la Casa VIII en las diferentes casas


La posición por casa del regente de 8 indica el área de la vida que está sometida a crisis y transformaciones profundas, así como las consecuencias de la intimidad y actividades compartidas y la actitud sexual.


8-1 Autenticidad. Valentía. Dependencia o desprecio de las propias necesidades. Posible vida acortada.

8-2 Herencias. Crisis emocionales que influyen en la situación financiera.

8-3 Sarcasmo. Palabra tajante. Muerte de una persona próxima.

8-4 Muerte en el hogar. Clara percepción del sentimiento de personas con que se halla implicado.

8-5 Sensualidad. Crisis en la relación con los hijos. Muerte en un lugar de diversión o en el transcurso de unas vacaciones.

8-6 Muerte en el ejercicio de su trabajo. Crisis con superiores y subordinados. Obsesión por la productividad, higiene y salud.

8-7 Crisis en la relación conyugal. Fuerte compromiso. Muerte de un amigo íntimo, del cónyuge o un asociado.

8-8 Importancia de los asuntos de la casa 8.

8-9 Investigación profunda. Muerte en el extranjero o durante un viaje largo. Filosofía justiciera.

8-10 Posición, profesión o imagen pública sometida a grandes transformaciones. Muerte pública o que causa revuelo.

8-11 Profundos cambios en los amigos. Crisis de amistad. Muerte de algún amigo.

8-12 Sonambulismo, mediumnidad, videncia. Enfermedades graves que se hacen crónicas

http://hacedoradefrases.blogspot.com/

http://www.fotolog.com/hacedoradefrases/